Archivo de la categoría: Izquierda

‘Aldo Marín carne de cañón’ de Guarello

Aldo MarínEste libro, de 287 páginas, de la editorial Penguin Random House, de la colección ‘Debate’, es un acucioso documento periodístico con una excelente narración. Se trata de la vida de un hombre joven motivado por el ideal de un país donde el bienestar sea general. Y persiguiendo esa estrella, pasa del sueño a la preparación física y mental para volver real ese ideal, posible para Aldo Marín y los que piensan como él, mediante el empleo de las armas.

En particular, la trama menciona la confrontación armada contra la dictadura de Augusto Pinochet en Chile. Al efecto, Aldo Marín se ve en Cuba, preparándose para eso, aunque los cubanos no creían que esa insurrección fuera viable. Entonces, el destino lo pone en una Italia revuelta, donde hay muchos movimientos rebeldes, activos y armados, como las Brigadas Rojas.

La lucha es la misma: contra la tiranía de los poderosos, y por un mayor bienestar social. Allí, cuando se disponía a ejecutar un atentado con explosivos, Aldo Marín muere.

El periplo de Aldo Marín es posible reconstruirlo a través de testimonios de quienes lo conocieron y convivieron. También, de muchos documentos, tanto libros como periódicos. Y esta parte de la investigación es exhaustiva, lo cual se refleja en la densidad de la narración, que hace su pesquisa con abundancia de detalles.

Aldo Marín es la metáfora de un ideal encarnado, si se quiere, aunque no tenga un final feliz. Pero también, la dicotomía entre sus energías entregadas, en su totalidad a la rebelión, y la permanente atención mental de lo que pueda estarle ocurriendo a su esposa y su hijo.

El libro narra el hecho infrecuente de un joven nacido en una pequeña población, que termina haciendo parte de la agitación social de una época histórica, y todo transcurre como si no hubiese otra posibilidad.

Cuando reseñé en este blog la excelente novela ‘Gente mala’, quedé a la espera de un nuevo trabajo de Juan Cristóbal Guarelo. Y ahora que lo tengo en mis manos, titulado ‘Aldo Marín carne de cañón’, y lo leído con verdadero disfrute, quedo de nuevo satisfecho de haberlo comprado. Es una lectura que sugiero hacer.

 

Valdivia; Selección; Encuestas; Piñera 1 y 2

Logo-FederacionChilenaDeFutbolValdivia. Me perdí el momento en que Jorge Valdivia pasó de ser el borrachito del bautizazo, que atacó maleteramente a Claudio Borghi (el tonto que le alcahueteaba sus borracheras en la Selección), a ser “el intelectual del fútbol” en que aparentemente se convirtió. En qué momento se volvió personaje, él, que culpa a los árbitros cuando pierde Colo Colo, y con pedantería habla de la grandeza de Colo Colo cuando gana el equipo. ¿Cuándo pasó de ser un tipo sin estado físico (por el alcohol) a ser analista de la Selección de Chile, y considerar la táctica y estrategia, y la condición humana y profesional de Juan Antonio Pizzi como algo deplorable? No supe cuando pasó de última opción a imprescindible. ¿Será obra de la payola? Me parece tan tonto que elogien un pasesito que haga Jorge Valdivia en un partido, como algo decisivo en el fútbol chileno. ¡Si su trabajo es hacer pases! Como si exaltáramos, hasta la gloria eterna, cada vez que un goleador hace un gol. ¡Su trabajo es ese, meter goles! No me digan que estará en la próxima Selección del mundial de 2022. ¿Será tan fuerte la payola, para que lo incluyan? ¿Tendrá estado físico para llegar allá dentro de cuatro largos años?

Selección. Que dejen ya de quejarse por lo que ocurrió (o lo que no ocurrió) con el mundial 2018 de fútbol: Chile no estará ahí. Ahora es cuando hay que empezar a armar la nueva Selección. Una sin Valdivia, sin Beausejour, sin Gonzalo ‘El asqueroso’ Jara, y sin el resto de borrachitos que conocemos. Habría que partir con uno, solamente, de los actuales: Claudio Bravo. Único tipo serio, con estatura de Selección Nacional. Al resto hay que cambiarlos a todos. Y para conformar la nueva Selección que Chile necesita hay que empezar ya. Quizás baste el tiempo para tenerla a tono, cuando sea el momento, ya que hay en Chile unos 200 futbolistas profesionales, de los cuales sería imposible que no se puedan escoger 12 o 20 que sirvan para representar el país. Olvidarnos ahora mismo de los ‘cracks’ de hoy, que no lo serán (y esto es garantizado) dentro de 4 años. Estamos demorados para hacerlo. Hay que empezar ya.

Encuestas. Por enésima vez, decir aquí que las encuestas políticas son una manera sutil de manipular la mente de las personas, para sembrarles ideas que les sean útiles a quienes hoy detentan el poder. Las encuestas de la pasada campaña daban como ganador al derechista Sebastián Piñera, con más de un 50% de los votos. ¡Mentira! A duras penas llegó al 36,64 %. Las encuestas dijeron que Beatriz Sánchez no existía. Mentira, porque sacó el 20,27 % de los votos (1.300.000) Y dijeron que Carolina Goic iría a segunda vuelta, con Piñera, y sacó el 5,88 % de los votos. Las encuestas son una manera sutil de manipular las mentes de los ciudadanos. Son una ficción. Entidades repudiables como el Centro de Estudios Públicos (Cep), financiado por personas repudiables que tienen conductas delictivas como los Matte (coludidos en el vergonzoso caso del papel higiénico), el Cep reproduce lo que los Matte (y los demás de esa élite mandada a recoger) quieren. No más encuestas. Eso es para tontos. Pero ¿cuándo dejarán los medios de comunicación de prestarles atención? Nunca, porque los medios de comunicación son propiedad de los mismos de esa élite de Matte, mandada a recoger.

Piñera 1. El cinismo se personificó en Sebastián Piñera. El suyo fue un gobierno pésimo, piñeracon un Censo nacional que fue un robo, obras civiles como el puente Cau Cau que fueron un robo, y muchas otras falencias que se haría largo enumerar. Pero de todo lo malo, mencionar que el país creció durante su gobierno, solamente el 4%, en comparación con los últimos 15 años de crecimiento superior. De modo que es puro cinismo cuando dice que él hará crecer a Chile. Es cinismo cuando dice que “vamos a aumentar la gratuidad en la educación”, porque a renglón seguido añade: “siempre y cuando el crecimiento económico nos acompañe”. Nada de lo que diga este señor podrá tomarse en serio. Miente, como El Mercurio. Hay un repudio general por su pasado y por su actual verborrea mentirosa.

Piñera 2. No puede dejarse pasar por alto la acusación del candidato Sebastián Piñera, según la cual en la primera vuelta electoral hubo votos marcados en favor de Alejandro Guillier y Beatriz Sánchez. Yo creo que esto merece una investigación penal. Merece, inclusive, suspender las elecciones hasta que el asunto lo aclaren las autoridades electorales y penales. Aplazar la fecha de las próximas elecciones hasta que se establezca de manera fehaciente si el señor Piñera miente, o no. Si miente, no debería poder seguir en carrera electoral, y, en cambio, ir a la cárcel por difamación y calumnia y menosprecio a las instituciones chilenas (traición) Una acusación tan grave no puede dejarse pasar por alto. Y menos excusarse con que no debió haber dicho eso, y como si nada hubiera ocurrido.

 

Encuestas políticas; Primarias; TVN

CEPEncuestas. Por enésima vez: las encuestas son una farsa. La más reputada de Chile la hace una entidad que depende del Grupo Matte, el mismo grupo económico que protagonizó la vergonzosa colusión del papel higiénico (y le importó un carajo) Misma entidad que dirige un ex ministro de Educación, a quien echaron por incompetente. Me refiero a la encuesta del Centro de Estudios Públicos, CEP. Hace varios meses el CEP viene bombardeando a la gente a través de los todos los medios de comunicación (cuya propiedad son de la misma cuerda ideológica), para machacar que Sebastián Piñera será el próximo presidente. No son encuestas, sino derechamente publicidad. Las encuestas sirven para que las empresas midan la aceptación de uno de sus productos, o sus servicios, nada más. En lo político, como la encuesta CEP, son una farsa. Los candidatos deberían exigir que no los manoseen para ese montaje publicitario en favor de Sebastián Piñera. Máxime ahora, en que el CEP los descalificó a todos y declaró que Piñera ganará en la primera vuelta, tratando de desmoralizarlos. Goebbels en su salsa.

Primarias. Buena idea la de Alejandro Guillier: tomar la elección presidencial, en su primera vuelta, como unas primarias de la izquierda política para saber detrás de cuál candidato de deben alinear para aplastar al candidato de la derecha política Sebastián Piñera. ¿Por qué Marco Enríquez-Ominami, MEO, insiste en que Guillier diga expresamente que “lo va a apoyar”, en caso de que sea él, MEO, el ganador de la izquierda? ¿Qué parte de la propuesta no entendió MEO?

TVN. El cáncer del que padece TVN se llama ambigüedad: para unas cosas es del Estado, y para otras es empresa privada. Tiene que salir del closet. Definir que es una empresa privada, como los demás canales de televisión, y punto. Eso sí, dejaría de ser el botín burocrático que es ahora. El Congreso no debería refrendar esa ambigüedad. ¿Se acabará TVN si el Congreso no le da la plata que pide? No creo, pero quedaría parado en su realidad. Porque esa doble faz que luce actualmente es tóxica. ¿Para qué inyectarle recursos a un canal que no cumple la función social para la cual fue creado? ¿Para qué darle plata a un refugio de politiqueros en su directorio, y de burócratas en el resto de sus dependencias?

Radios: Cooperativa y Agricultura

Logo-Radio-AgriculturaHirane y Agricultura. Cada cual tiene derecho a ser de ‘izquierda’ o de ‘derecha’, porque de eso es de lo que se trata la democracia: la convivencia de la diferencia. Algo que los partidarios de la vergonzosa dictadura del traidor, ladrón y asesino Augusto Pinochet no quieren entender, o tal vez sí lo entiendan, pero creen que solo ellos tienen derechos, como en otra época, y los demás no; o que todos tienen obligaciones para con esa convivencia, pero ellos no. Casi siempre los de ‘derecha’, por razones de comprensión de las cosas, suelen ser un poco lentos, como atinadamente los caracterizó el ministro Nicolás Eyzaguirre. Un ejemplo típico de alguien lento de derecha es Sergio Hirane. Todavía hoy sigue con ese lenguaje dismórfico de los irresponsables de la Unión Demócrata Independiente, Udi, que él tanto admira y creo que milita con ellos, de usar hasta el exceso términos como ‘retroexcavadora’, ‘país en crisis’, ‘el fin de la inversión extranjera’. No, don Sergio: Chile no está en crisis, ni los extranjeros como México y Estados Unidos han dejado de invertir en Chile, ni existen las retroexcavadoras. Si los empresarios están conformes con las reformas, ¿cómo un ignorante como el señor Hirane tiene la potestad de usar los micrófonos de Radio Agricultura (logo) para seguir envenenando irresponsablemente el corazón de los chilenos? Don Sergio tiene un mismo discursito, pobre conceptualmente, para comentar sobre todos los temas. Y esas tres expresiones que anoté arriba, son sus preferidas. ¡Qué irresponsable es Radio Agricultura!

logoCooperativaPaulas y Cooperativa. Hay dos Paulas en Radio Cooperativa (logo): Paula Molina, que conduce el programa ‘La historia es nuestra’, y Paula Bravo que conduce el programa ‘Lo que queda del día’. Tan distintas: Paula Molina quiere ser encantadora y usa un tono sumamente desagradable, chillón. Y no puede ocultar su prepotencia: se fue Iván Valenzuela con su pedantería y quedó Paula Molina. Recomendable que no pose de modesta, porque no le queda. Recomendarle, también, que lea a la Real Academia Española que no solo suspendió, sino ¡prohibió!, para el buen uso del idioma, la tonta expresión de “ellos y ellas”, “niños y niñas”, “los saludo y las saludo”, “bienvenidos y bienvenidas”. Porque no se trata de expresiones de género. Basta con “ellos”, “niños”, “los saludo” y “bienvenidos”, que son expresiones de lo universal. Por último, que no sabotee a los panelistas, ni a los personajes invitados, queriendo saber más que todos ellos. Hace preguntas kilométricas a los invitados, dando rodeos innecesarios únicamente para mostrar que sabe mucho (y no es verdad, ignora mucho), y tiene una manía de atravesársele a los panelistas (Daniel Villalobos y Andrés Kalawski, que son excelentes) con el único fin de mostrar que ella sabe mucho, que es la más astuta, que tiene un enfoque inteligentísimo de todos los temas, o que, derechamente, ¡ella sabe más! Porque no es ‘conversar’ lo que hace. En cambio, sin pretensiones, haciendo preguntas sencillas pero informadas, atinadas, sin aspavientos, con una voz agradable al oído (hablo de radio y la voz es súper importante) y en actitud sonriente y de querer informar bien, Paula Bravo es la antípoda.

Encuestas ideologizadas; y renuncia de ‘los Penta’

encuestasDe las encuestas. Las encuestas en Chile tienen un sesgo intrínseco. No dicen la verdad, o toda la verdad, o la verdad verdadera. Porque son el resultado de una campaña implacable de desinformación por parte de los distintos medios de comunicación, que pertenecen a un grupo de empresarios, emparentados o amistados unos con otros, provenientes del festín de la vergonzosa dictadura que vivió el país durante 17 años. El truco está en que estos medios de comunicación dicen algo, por ejemplo, las genialidades del presidente del partido derechista Unión Demócrata Independiente (Udi), Ernesto Silva, admirador de Cristián Labbé, el guardaespaldas del traidor, ladrón y asesino Augusto Pinochet, y esos medios de prensa, y radiales y televisivos, repiten y repiten y repiten eso que dijo el señor Silva, sin contrastarlo, ni dándole un enfoque distinto al de mellar la credibilidad y honra del gobierno. Cuando han machacado eso durante una semana entera, mañana, tarde y noche, todos los días sin falta, mandan a los encuestadores a hacer las preguntas programadas. Entonces, si el genial señor Silva dijo que “al gobierno le falta gobernar”, van y preguntan: ¿El gobierno gobierna? Y adivinen qué van a contestar las personas. Obvio. Repiten lo que los medios de comunicación le han dicho, de manera asfixiante, días tras días. Este es el método de Pavlov: las respuestas programas a ciertos estímulos; o los estímulos programados para obtener ciertas respuestas. Y aunque parezca increíble, o risible, o demente, este gobierno pone el mayor avisaje publicitario en esos medios de comunicación ideológicamente de derecha. No en los diarios alternativos, ni “los de izquierda”. Por lo demás, añadirle al método de ‘manejo de masas’, la actitud desleal de la Democracia Cristiana (DC) que, como en los tiempos de la conspiración contra el presidente democrático Salvador Allende, ayuda hoy a los conservadores, o derechistas, a empujar en contra del gobierno de Michelle Bachelet. Tanto, que los derechistas de Renovación Nacional (RN) no pudieron ocultar su deseo de aliarse con la DC, porque encuentran enorme coincidencia en “sus ideales”. Por último, las empresas encuestadoras también son de la ideología proveniente de la vergonzosa dictadura, la de los Chicago Boys. Los conservadores, o derechistas. Entonces, ¿qué credibilidad pueden tener esas encuestas, montadas sobre la ideología conservadora, y con los sesgos prestablecidos a través de los medios de comunicación?
‘Los Penta’. Son curiosos estos empresarios Penta, Carlos Eugenio Lavín (foto, izquierda) y Carlos Alberto lavin-delanoDélano (foto, derecha). Ahora resulta que no han hecho nada, ni con relación a la evasión fiscal a través del Fondo de Utilidades Tributarias (Fut, o desagüe fiscal que el gobierno Bachelet no pudo eliminar, por la presión asfixiante de los empresarios, banqueros, comerciantes, constructores, etcétera), ni con relación a la compra de políticos, como de Andrés Velasco, defensor enconado de la causa gay. Se dice que en las citaciones a la fiscalía los señores Lavín y Délano guardaron silencio, como en las películas gringas. Se negaron a hablar, y dejaron las cosas en manos de sus abogados. Pero ayer se supo que tomaron otra extraña decisión: renunciaron a varios directorios. Sí, así, como se oye. “Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano, socios fundadores de Empresas Penta S.A. informamos nuestra decisión de renunciar voluntariamente a los directorios de Penta Vida, Penta Security, Banmédica y Banco Penta”. ¿Qué se traen entre manos? Porque estos empresarios madrugan y se acuestan tarde, duermen poco, porque dedican todo el día a ver cómo eluden las leyes para ganar más plata, sacar ventaja de quienes negocia, y cómo se burlan del fisco, del mercado de valores, de los gobiernos corporativos, etcétera.
Wagner. No se trata del genial músico alemán, autor de dramas musicales, sino de alguien más pedestre, el que pablo wagnerfue subsecretario de Minería del gobierno de Sebastián Piñera, Pablo Wagner (foto). El Consejo de Defensa del Estado (CDE) lo demandó por cohecho, al recibir al menos 42 millones de pesos de ‘los Penta’, cuando era alto funcionario del gobierno pasado.