Archivo de la categoría: Empleados

De los nombramientos espurios: Javiera Blanco

javiera-blancoQué cosa extraña ocurre en el fuero interno de las personas. Caras vemos, corazones no conocemos. El bastión moral que creíamos ver en la presidente Michelle Bachelet, ahora se desmorona. Hablamos de un caso que no dudo en considerar aberrante: el de la señora Javiera Blanco (foto). Activista política a la sombra de doña Michelle Bachelet, logró escalar de un día para otro hasta convertirse en su ministra del Trabajo. Ahí fracasó. Y de ‘castigo’, ¡la presidenta la nombró ministra de Justicia! Ahí fracasó de nuevo. Y de ‘castigo’, ¡la presidente Michelle Bachelet la propuso como nueva integrante del Consejo de Defensa del Estado! ¿Qué onda?, como dicen los muchachos.

Todo este proceso de favorecimientos resulta extraño. Muy extraño. ¿Acaso algún secreto inconfesable de la mandataria, maneja Blanco? Porque no es normal que un pésimo funcionario sea premiado con escalones cada vez más altos. ¿Qué gato encerrado hay? O quizás solo sea que Javiera Blanco está emparentada con la dinastía de los Frei, y se cree con derechos por encima del resto de chilenos, y, obviamente, la presidente Michelle Bachelet inclina su cabeza ante esa evidencia. Por lo demás, a la señora Bachelet le importa cinco quedar mal ante los chilenos, porque su prestigio, a esta altura de su gobierno, está bastante maltrecho, y le da lo mismo.

Aristarco me dice que, en realidad, la jugada de la señora Bachelet se debe al miedo profundo que le tienen a la Democracia Cristiana en la Nueva Mayoría. Si la Democracia Cristiana le ordenó a la señora Bachelet que nombrara a Javiera Blanco en el Consejo de Defensa del Estado, tenía que hacerlo. Mismo miedo que antes le tenían en la Concertación. La Democracia Cristiana ha sabido chantajear, con el cuento de que son ‘el partido más grande’, a la izquierda chilena, cuando su origen es claramente del fascismo español, y tiene más afinidad ideológica con la Unión Demócrata Independiente, Udi, que con el Partido Socialista de la presidente Bachelet. Tal vez sea así, le concedo a Aristarco. No es para nada descabellado.

Compartimos en un todo la reflexión del columnista Carlos Peña sobre este aberrante caso de amiguismo entre la presidente Michelle Bachelet y la mediocre funcionaria Javiera Blanco:

“La pregunta entonces que cabe plantear es si acaso la designación de un miembro del equipo político de la Presidenta (que comenzó como vocera de su candidatura, ejerció de ministra del Trabajo y concluyó como ministra de Justicia), entre cuyas abundantes virtudes no se cuentan las propias del jurista, una persona que es de su entera confianza y que posee total convergencia con su propio punto de vista, es la designación más razonable atendida la índole y las funciones públicas del Consejo, o si, en cambio, parece objetivamente una designación partisana, motivada más bien por consideraciones privadas como, por ejemplo, la de retribuir servicios gubernamentales y adhesión política.

“Y la conclusión es obvia para quien no se arroje tierra a los ojos. El simple examen de las circunstancias objetivas lleva a ella: la designación de Javiera Blanco en el Consejo de Defensa del Estado constituye una designación partisana, aparece como una retribución a una lealtad política más que una selección por méritos de esos que la índole del Consejo de Defensa del Estado exige.

“Quien ejerce el cargo de Presidente de la República a veces debe elegir entre dos intereses: los que emanan de la índole de las instituciones y los de quienes le sirvieron de apoyo para alcanzar el poder.

“La Presidenta Bachelet escogió, esta vez, uno de los segundos.

“Al hacerlo, actuó mal”.

No + AFP; Gurdjieff; García Márquez

no afpNo más AFP. Los países que vieron en Chile la última coca cola del desierto en materia de jubilaciones, cuando impuso en la vergonzosa dictadura el sistema de las administradoras de fondos de pensiones, AFP, deben saber que el sistema colapsó, que quedó en evidencia que es un fraude. Ayer, con cerca de un millón de personas, se cumplió una segunda jornada de protesta; la anterior fue de 650 mil chilenos, que salieron a decir “No + AFP”; la de ahora, de un millón. Crece la audiencia. Ahora, las empresas administradoras, que ganan una fortuna a costa del dinero y trabajo de los trabajadores, quieren engañar a la gente diciéndoles que en 35 años los cambios en las edades de las personas van a hacer imposible un sistema de ‘reparto’. Eso es mentira. Hace 35 años dijeron lo mismo, y el sistema de ‘capitalización personal’, que es el actual, no cumplió con lo prometido y se convirtió en un fraude. Las empresas administradoras siguen construyendo enormes edificios, o alquilándolos, y contratando zánganos que son del mismo círculo de amigos, para sentarse en los directorios o juntas directivas a ganar una millonada, a costa de los trabajadores. Se sabe de una AFP que en el 2015 repartió entre 8 directores cerca de 1.500 millones de pesos, ¡en ‘bonos’!; es decir, además de los sueldos millonarios, se auto-reparten bonos millonarios. Mientras tanto, la gente que pone la plata, fruto de su trabajo de muchos años, al final recibe una pensión miserable, que en el caso de Chile ha llegado a ser de $80.000 mensuales hoy. Por eso, protestas como las de ayer en todo Chile, deben ser una voz de alarma para el resto de países de Latinoamérica que están engañados con el sistema de las AFP, que solamente es un negocio de un grupito de empresarios. ¡’No + AFP’ en Latinoamérica!

Consejos del George Gurdjieff, maestro de danza:

–Si decides trabajar para los otros, hazlo con placer.

–Cuando te pregunten tu opinión sobre algo o alguien, di solo sus cualidades.

–Si ofendes a alguien, pídele perdón.

–No trates de despertar en los otros emociones hacia ti, como piedad, admiración, simpatía, complicidad.

–Trata lo que no te pertenece como si te perteneciera.

–Transforma tu odio en caridad.

–Transforma tu cólera en creatividad.

–No establezcas amistades inútiles.

–No te apropies de nada ni de nadie.

–Has planes de trabajo y cúmplelos.

–Cesa de autodefinirte.

–Desarrolla tu generosidad sin testigos.

Gabriel García Márquez: “Se le metía debajo, y se apoderaba de todo él para toda ella, encerrada dentro de sí misma, tanteando con los ojos cerrados en su absoluta oscuridad interior, avanzando por aquí, retrocediendo, corrigiendo su rumbo invisible, intentando otra vía más intensa, otra forma de andar sin naufragar en la marisma de mucílago que fluía de su vientre, preguntándose y contestándose a sí misma con un zumbido de moscardón ese algo en las tinieblas que solo ella conocía y ansiaba solo para ella hasta que sucumbía sin esperar a nadie, se desbarrancaba sola en su abismo con una explosión jubilosa de victoria total que hacía temblar el mundo”. (El amor en los tiempos del cólera)

 

Para qué sirven las AFP; Pinochet; y Ernesto Silva

afp-ladrones-2Qué son. Las administradoras de fondos de pensiones, AFP (logo), son empresas privadas cuyo único objetivo es el lucro de sus propietarios. Ahí no hay una consideración social, excepto la de captar los ahorros de los trabajadores. Una vez con el dinero en sus manos, se dedican a hacer negocios con esa plata, para obtener unas utilidades que los ahorradores jamás verán. ¡Los empresarios no ponen un solo peso! Y el dinero ganado en las AFP se va en alquilar o construir edificios para sus oficinas, pagar millonarios sueldos y bonificaciones a los ‘directores’, y tomar las utilidades. Los ahorradores no representan nada en este negocio; solo sirven para que los dueños y ‘directores’ de las AFP se hagan ricos, o más ricos de lo que ya son. Es un sistema fraudulento para con el ahorrador.

No más. El señor Andras Uthoff (foto) fue miembro de la Comisión Bravo, a la que el Andras Uthoffgobierno le encargó revisar el sistema previsional y pensional de Chile. Uthoff denunció que el gobierno no le dio a la Comisión el presupuesto suficiente para actuar, y, además, el director de la Comisión, David Bravo, sesgó el resultado del análisis que se produjo en ella. David Bravo hizo creer que, con un simple retoque a las actuales AFP fraudulentas, todo se solucionará. Pero no es así. Para Uthoff, “el sistema actual fracasó. Seguir con más de lo mismo es una apuesta muy arriesgada”. E insistió en que “si no haces una reforma estructural, las propuestas pierden sentido”.

Anécdota. Se cuenta que cuando el señor José Piñera (foto) expuso la ‘redención’ que tenía josé piñeraen carpeta para los trabajadores de Chile, de poner sus ahorros en manos de la empresa privada, a través de administradoras de fondos de pensiones, AFP, el dictador Augusto Pinochet preguntó una y otra vez: “¿Quién administrará la plata?” ¡No confiaba en la empresa privada! Algo le olía mal. “Eso me produce alergia, porque también sé que hay varios señores que se están haciendo millonarios en este país”, fue el argumento del traidor, ladrón y asesino Augusto Pinochet, ante el adefesio que vendió, como pomada sanadora, el señor José Piñera.

Mentiroso. Vi en días pasados al expresidente de la Unión Demócrata Independiente, Udi, ernesto silvaErnesto Silva (foto), con su cara de idiota (*) en la televisión, mentir sin el menor empacho, al decir que la crisis económica de Grecia se debía a que habían eliminado el sistema de las AFP. ¿Que qué? Pero, por supuesto, hay gente, más idiota que Silva, que cree esas sandeces.

(*) adj. y com. Tonto, poco inteligente. Que padece idiotez.

Los empresarios chilenos…

Empresarios-2.jpg1) Los empresarios chilenos no parecen empresarios, sino camorristas. Reaccionan a una velocidad inusitada a cualquier acción gubernamental, sin la más mínima evaluación.

2) Los empresarios chilenos tienen una visión bastante recortada de la realidad, con relación a los indicadores de sus empresas o de la economía general. Creen que los índices siempre son ascendentes, sobre todo el de utilidades. ¿Quién les enseñará que la realidad es distinta, tiene otros ponderables y circunstancias?

3) Los empresarios chilenos creen que están solos en el mundo, que no hay más países, que la economía general es solo la que ellos producen y no hay una movimiento global que afecta al país. La desaceleración mundial de la economía, ellos se la adjudican al gobierno de turno.

4) Los empresarios chilenos no saben de sindéresis. Son reactivos. Bocones. Parlanchines. Chillan como pollos o chanchos, todo el tiempo. Tienen que hacerse notar.

5) Los empresarios chilenos tienen una gran consciencia política, como no es posible ver en ningún otro país del mundo. Quizás porque ellos tienen la cultura golpista, la prepotencia militaresca que les dejó la promoción y sustento de la vergonzosa dictadura que padeció el país y ellos sustentaron como si se tratara de un ejemplo a seguir.

6) Los empresarios chilenos son sádicos, gozan de ver morir lentamente a sus empleados y trabajadores de hambre. Pagan malos salarios y son déspotas con los subalternos que digan tener derechos. Los únicos que tienen derechos en Chile son ellos, los empresarios chilenos.

7) Los empresarios chilenos tienen equipos o empresas de encuestas de opinión, de proyección de los indicadores económicos, y usan los medios de comunicación, de los cuales son dueños, para difundir sus conclusiones de manera que el gobierno quede asfixiado. Antepone sus proyecciones y resultados a los del gobierno, y a las acciones oficiales. Actúan como un corsé que no deja que la vida sea real, sino que forme una figura a su antojo.

Eliodoro Matte, Jorge Awad y Nelly Díaz

eliodoro-matteEliodoro Matte. Sonó destemplado el perdón que pidió el señor Eliodoro Matte (foto), en planificada entrevista en el diario de su amigote desde 1973, Agustín Edwards. Más que destemplado, sonó mentiroso, sonó farsante el señor Eliodoro Matte pidiendo perdón por los actos delictivos de su empresa CMPC y la colusión en el papel tissue. Actos delictivos que vienen ocurriendo ¡hace diez años! Pero dijo que él, que es un dueño angelical, no lo sabía. ¿Acaso se enteró por la prensa? Nadie puede ser más cínico que este señor, un ‘empresario’ protegido desde los tiempos de la vergonzosa dictadura que apoyó. Hasta hace quince años, en todas las carreteras de Chile había vallas enormes que decían: ‘Los bosques son Chile’. Mentira. Esas vallas debieron decir: ‘Los bosques son Matte’, o ‘Los bosques son CMPC’. Una empresa oligopólica, que lo ha hecho multimillonario, y por eso sale en la lista que elabora la revista Forbes con los ricachones del mundo. Un multimillonario a costa de robarle a la gente mediante la colusión de precios y mercados.
Jorge Awad. El empresario descendiente sirio Jorge Awad (foto) se ha divertido con el jorge-awadmentiroso Eliodoro Matte. Le dijo al dueño de CMPC que si actuaron a sus espaldas, ¡durante diez años!, que denuncie penalmente a los ejecutivos que dañaron gravemente el gobierno corporativo y la imagen pública y empresarial de la forestal y papelera CMPC. Se refería a los señores Arturo Mackenna y Jorge Morel, quienes, al parecer, habrían concertado y llevado a cabo la colusión en el papel tissue. Pero lo que hizo Matte fue anunciar “la desvinculación” de estos señores, y el pago de “las correspondientes indemnizaciones”. Y, además, como si fuera uno de los ‘Carejarro’, el señor Matte le recordó a Awad que también él tuvo un problema de deshonestidad, cuando era directivo de la aerolínea Lan. O sea, ¿por qué me dices ladrón, si tú también robaste? ¡Qué espectáculo! ¡Qué vergüenza con estos ‘empresarios!
Nelly Díaz. Ella es la presidenta de la Asociación de Funcionarios del Registro Civil, que ya casi completa cuarenta días en paro Nelly Díazparcial de actividades. Ha sido Nelly Díaz (foto) valiente al frente de este movimiento que se considera legítimo. Valiente, aun con todos los medios de comunicación en contra, ávidos de mostrar la ‘angustia’ y la ‘indignación’ de la gente que, dicen, “no pueden hacer sus trámites”. Obvio que no los pueden hacer, ¡porque hay un paro! Y lo que aducen puede superarse en todos los casos. Si necesita un documento para un empleo, el empleador debe saber que el Registro Civil está en paro, ¿o no se habrán dado cuenta? Lo más cruel y al mismo tiempo insólito, lo escuché en una emisora: una señora diciendo que era ‘indignante’ que no pudiera hacer el trámite de la muerte anoche de un familiar. Sí, es comprensible el dolor, pero ¿los funcionarios del Registro Civil son responsables de que esa persona se haya muerto? No, obviamente. Entonces no es ‘indignante’. La gente debe dimensionar las cosas. Debe apoyar a los trabajadores del Registro Civil que, en lo laboral, están por unas mejores condiciones de vida, que todos queremos. Y por parte del gobierno, total ineptitud. Causa desconcierto el desatino de un gobierno de ‘izquierda’ para atender una demanda razonable de un grupo de trabajadores. Un gobierno que actúa de manera extraña, porque presenta al Congreso un proyecto de ley para, por ejemplo, eliminar ‘el reemplazo’ (o los esquiroles en los paros y las huelgas), pero la ministra de Justicia, Javiera Blanco, anoche estaba llamando a ‘volver a sus trabajos’ a los funcionarios a honorarios y los que tengan sus contratos de trabajo a punto de vencer. ¿Qué? ¿El gobierno de ‘izquierda’ promueve a los esquiroles?
La gente no debe molestarse con los empleados del Registro Civil, sino con el gobierno que no ha sido capaz de atender las necesidades de sus empleados.

Pensiones de miseria por el “mercado libre”

claudio-bonillaEl sistema pensional chileno está en manos de empresas privadas, cuyos ejecutivos lucran y viven en los barrios exclusivos del nororiente de Santiago a costa de la misera de los trabajadores que fueron conminados a entregar sus ahorros a estas organizaciones perversas, cuyos primeros “beneficiarios” han obtenido pensiones para morirse de hambre.
Me remito a unas pocas observaciones que hizo el profesor asociado de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile, Claudio Bonilla (foto), quien define, para empezar, “el sistema de pensiones chileno en el que la capitalización individual determina el fondo acumulado y, consecuentemente, el monto de la pensión”. (¿El creador fue el señor José Piñera?)
Había otro, antes que este, el de reparto, que durante la dictadura se argumentó que “dada la evolución demográfica se tornaba financieramente insostenible para el Estado”.
Así, los privados son los que determinan el futuro de las personas, su bienestar y su condición social, no el Estado, al que con las teorías de la dictadura se le ha restado toda presencia y capacidad de acción, reduciéndolo a proporciones alucinantemente ínfimas. (Dicen los ricachones que “el mercado es sabio”)
En 1981 se produjo el cambio del sistema de reparto a cargo del Estado (como debe ser), al de “capitalización individual” (empresas de los ricachones para su lucro).
Dice el profesor Claudio Bonilla en un texto de El Mercurio: “Para los trabajadores que venían del sistema antiguo, el Estado les calculó un bono de reconocimiento que también estaba dañado, pues este cálculo se basaba solo en la renta imponible, produciéndoles de esta forma un doble daño previsional a sus empleados. El bono de reconocimiento incorporó una tasa de interés del 4%, la mitad de la que habrían obtenido esos mismos fondos si hubieran estado en las AFP desde 1981”.
“El problema de la subcotización fue resuelto con dos leyes, una de 1987 y otra de 1993. Sin embargo, el daño que se produjo hasta antes de las leyes nunca fue resuelto”.
Puso de ejemplo el profesor Bonilla que si hay dos “empleados públicos en idéntica condición de años cotizados por una misma renta, el que se cambió al sistema de capitalización individual obtiene una pensión considerablemente inferior, producto del daño que le infirió el Estado a sus ahorros para jubilarse”.
“En un estudio reciente para cuantificar el daño previsional, y basándome en una muestra de más de 25.000 empleados públicos, he calculado el factor de subcotización para ellos, y separándolos por quintil de ingresos para poder determinar el daño previsional promedio por quintil y por años de daño (un trabajador pudo ser dañado desde 1 hasta 12 años)”.
“Si bien no podemos saber el número exacto de dañados previsionales ni tampoco cuál es el perfil de cada uno de ellos, sí podemos decir que los montos pueden llegar a ser bastante considerables”.
“Por ejemplo, en el caso extremo de un individuo que fue dañado por 12 años y que recibió un bono de reconocimiento subvalorado, en promedio tiene un daño previsional de UF 1.784”.
“Si es del primer quintil, su perjuicio es por UF 680; pero si pertenece al quinto quintil, su daño asciende hasta las UF 5.073”.
“Esos montos equivalen a una pensión mensual adicional de $ 86.000 y $ 643.000, respectivamente”.
“Este daño previsional es responsabilidad del Estado y, como tal, este debiera estar disponible a analizar vías de compensarlo. Las medidas paliativas tomadas hasta ahora, como el bono laboral por $58.000 mensuales, son insuficientes”.
¿Cuándo la “derecha” o la “izquierda” en el Congreso o en el goberno se ocupará de estas situaciones, que son la realidad de las personas, en lugar de ocuparse de idioteces como citar a un ministro para ver si está haciendo lo que dejó hecho el señor Sebastián Piñera cuando fue presidente, o no.
O sobre las babosadas y mentiras del señor Sebastián Piñera y un grupo de idiotas diciendo que “lo dejen opinar”, que “la verdad duele”, que “el gobierno debe oir” esas sandeces, que “la democracia está en peligro” porque no le prestan atención al señor Piñera…
Los políticos son personas dedicadas a inventar un mundo ficticio con el cual engatuzar al pueblo, a fin de que éste pueblo se olvide de su realidad, de sus auténticas necesidades, y se llene de odios por asuntos irreales e irrelevantes inventados por esos sórdidos políticos. Y allí encuentra la gente su propia horca.

Pamela Díaz… ¿animadora?; ‘Elige vivir sano’

pamela diazPamela Díaz. La noticia informa que Pamela Díaz (foto) sale del canal Mega. Se habían demorado en darla. Su desempeño es bastante pobre. Sin duda, tiene uno de los rostros más bellos de mujer, pero eso no la hace “animadora” de televisión. Pararse, o sentarse, frente a la cámara principal, no es ser animadora. Pamela no es capaz de hilvanar tres frases con sentido. Llegó ahí, tirándose al piso, gritando para que los demás no pudieran hablar, y burlándose, y menospreciando a todo el mundo. Lo que cuenta, sin embargo, es que no tiene ideas y, por lo mismo, no puede expresarse; en esas condiciones no es posible ser “animador de televisión”.  Si Mega no quiere ser espectador, y entrar en la pelea por la sintonía y la publicidad con Tvn, Canal 13, La Red y Chilevisión, debe aprovisionarse bien (como lo está haciendo con actores y periodistas) y depurarse, también, como lo hace ahora con Pamela Díaz y lo que vendrá después.

Elige vivir sano. Algunos creen que lo que hace un gobierno el siguiente no lo logo-elige-vivir-sanopuede modificar. El caso es de los defensores del gobierno del presidente Sebastián Piñera. Creen que todo lo que hizo es perfecto. Que el señor Piñera es perfecto. Que su gobierno fue perfecto. Y ponen el grito en el cielo cuando algo se modifica. Caso del programa ‘Elige vivir sano’ (logo), que es en auxilio de la población desfavorecida económicamente y menor. (Por cierto, hay que cambiar la página web, porque está dedicada a doña Cecilia Morel y al presidente Piñera) El gobierno de la presidenta Michelle Bachelet decidió retirarse de la alianza que el gobierno anterior había hecho con los privados, aduciendo que no quería promocionarlos a través del programa, no quería promocionar sus marcas y supermercados, como sí lo hizo el gobierno Piñera. La ministra de Salud, Helia Molina, explicó que “vamos a trabajar con Desarrollo Social, y le vamos a poner contenidos estratégicos al programa y trabajarlo con la comunidad”. Pero salen a decir, Marcela Sabat y Cecilia Morel, que se está excluyendo a “la sociedad civil”, que se está “purgando al sector privado”. No hay tal. ¿Por qué dicen eso? Simplemente el gobierno actual no puede estar haciéndole propaganda a los privados. Si tanto les interesa el programa “para los pobres”, ¿por qué se preocupan por los empresarios? ¿De cuál “sociedad civil” habla doña Cecilia Morel?, ¿de los ricachones de La Dehesa, Los Trapenses o Las Condes? Parece que no quieren defender a los más necesitados, sino a sus amigotes.